31/10/16

Paca de España

Banner Paquita Salas

Creadores: Javier Calvo, Javier Ambrossi
Int.: Brays Efe, Belén Cuesta, Lidia San José, Álex de Lucas, Mariona Terés
Emisión: 2016 – ¿?, Flooxer
1 temporada

Yo no veo series españolas, y tengo tres razones de peso que respaldan mi postura: la primera, el trato injusto por parte de las cadenas de televisión a sus propias producciones, cambiándolas de día de emisión sin ton ni son para fastidiar a la cadena rival, cuando no las cancelan a la primera de cambios si las audiencias no cumplen sus altas expectativas. El segundo es la excesiva duración de los capítulos con tal de alargar el prime time, dilatando en exceso las tramas y acabando a las tantas de la noche dadas las interminables pausas publicitarias. Y el tercero es el ansia de las cadenas por abarcar todos los tipos de público posibles, de ahí la saturación de series de corte familiar con personajes con los que, teóricamente, todos podemos sentirnos identificados, y que acaban convirtiéndose en un cajón desastre de lugares comunes y humor blanco. Afortunadamente, en los últimos años parece que la cosa está cambiando gracias a series como El Ministerio del Tiempo (mi asignatura pendiente) o la ya cancelada De vis a vis, pero si hay una serie que ha conseguido engancharme dando la vuelta a mis prejuicios hacia la ficción televisiva nacional, esa es Paquita Salas.

Paquita Salas2

Paquita Salas se emite en Flooxer, plataforma de visionado streaming de Atresmedia, cada capítulo dura unos 25 minutos, no tiene pausas publicitarias y no se parece a nada de lo que se hace en la televisión de España. Si nos ponemos a buscar referentes internacionales, el primero que se me viene a la mente es The Comeback, la fantástica serie de la HBO protagonizada por Lisa Kudrow, pues su Valerie Cherish haría muy buenas migas con Paquita… o se acabarían tirando de los pelos. A esto esto, Paquita es una veterana representante de actores que se ha quedado anclada en los años 90 cuya agencia, PS Management (pronunciado tal cual), no esté pasando por su mejor momento, de ahí que Paquita y su ayudante, Magüi, intenten mantenerse a flote buscando a un intérprete con talento y versatilidad, o como Paquita lo llama, “actor/actriz 360”, una definición que ya ha quedado para la posteridad.

Paquita Salas3

Rodada al estilo falso documental de Parks and Recreation, Modern Family o la mencionada The Comeback, Paquita Salas sigue los pasos de un personaje que nos engancha desde el primer minuto de su primer capítulo, donde ya se le define a la perfección: como señora de pueblo un poco vendemotos, anticuada, cotorra, fantasiosa y glotona que es, Paquita está hecha de la misma pasta que la España castiza, y por eso nos resulta tan reconocible, mientras que su carisma viene tanto de la hilarante interpretación de Brays Efe como de su autoconsciencia paródica. No exagero si digo que su segundo capítulo, Actriz 360, es uno de los vehículos cómicos mejor engrasados de la ficción mundial de este año. La “caza” iniciada por Paquita y Magüi, a la que da vida Belén Cuesta confirmándose tras Kiki. El amor se hace como una de las actrices cómicas con mayor proyección de nuestro país, es aprovechado para lanzar dardos envenados a la industria cultural y televisiva española; se nota que sus creadores, Javier Ambrossi y Javier Calvo, saben mucho de su funcionamiento interno, además de contar con muy buenos referentes televisivos.

Paquita Salas

Pero aparte de la ristra de cualidades anteriormente mencionada, Paquita también tiene buen corazón, y por tanto, la serie tiene tantas risas con mala uva como momentos emotivos, y no siempre están bien compensados. De los cinco capítulos en los que consta la primera temporada, el segundo y el cuarto son los más equilibrados en este aspecto, mientras que, por el contrario, el último es una especie de epílogo demasiado almibarado que cierra la serie, al menos de momento, de forma complaciente. Ante todo, Paquita Salas es un soplo de aire fresco, una serie que desborda carisma gracias al ingenio de los guiones, a las amplias dotes cómicas de su reparto y a la complicidad de las caras conocidas que hacen cameos o se interpretan a sí mismos (¡muy grande Lidia San José!). No sabemos cuándo volverá Paquita, ni si el furor que ha despertado, especialmente en la red, le vaya a facilitar un espacio en la televisión tradicional, pero sí que podemos estar seguros de una cosa: nosotros somos contingentes, pero Paquita Salas es necesaria.