29/6/16

Emancipación juerguista

Poster Malditos vecinos 2

Dir.: Nicholas Stoller
Int.: Seth Rogen, Rose Byrne, Zack Efron, Chloë Grace Moretz, Ike Barinholtz, Dave Franco, Kiersey Clemons, Beani Feldstein
¿De qué va?: El segundo hijo de Mac y Kelly está de camino, y los felices padres están preparados para mudarse a las afueras. Pero cuando lo tienen todo listo para vender su casa, una fraternidad femenina alquila la casa vecina bajo la tutela de Teddy, que no acaba de encontrar su lugar tras terminar la universidad.

Reseña: Hollywood dictamina que si una película hace más pasta de lo esperado y resulta rentable se debe sacar secuela, con la excusa de que hay que darle al pueblo lo que el pueblo demanda. Además, dados los consecutivos fracasos de segundas partes que llegan demasiado tarde, los estudios se dan prisa para fabricarlas antes de que el público se olvide o deje de interesarse por ellas. Como máximo defensor de Malditos vecinos, pues me pareció un astuto y divertidísimo híbrido de comedia petepanesca y universitaria, no podía perderme esta secuela, por muy innecesaria que fuese. Ahora bien, ¿sigue esa máxima de “todas las segundas partes son malas”?

Neighbours

Ahora la hermandad a la que se enfrenta la pareja formada por Mac y Kelly es femenina, y están más desfasadas que los chicos. La premisa es un tanto obvia, puesto que además cumple  con la norma no escrita de que las secuelas deben ser más grandes y espectaculares que sus predecesoras. Sin embargo, hay que reconocer a sus responsables el esfuerzo para no limitarse a repetir el mismo planteamiento, sino que aprovechan el cambio de género para abordar el sexismo del ambiente universitario en particular y de la sociedad en general. Basta de la cosificación sexual, las chicas tienen derecho a divertirse y vestirse como les de la gana sin ser acosadas por el machirulo de turno. La película hace acertados gags a costa de las diferencias de género, compartiendo la tesis de La boda de mi mejor amiga de que las mujeres pueden ser tan escatológicas, gamberras y fraternales como ellos.

Neighbors 2

Por otra parte, Malditos vecinos 2 acierta más trayendo de vuelta a varios de los personajes secundarios (Ike Barinholtz, Lisa Kudrow, Liz Cackowski…), que cuando cuando intenta emular algunos de los gags más recordados del título del que parte. Más triste resulta que, esta vez sí, desaproveche a Rose Byrne, pues con la excusa de que Kelly está embarazada no es tan partícipe de las gamberradas como lo fue en la ocasión anterior, si bien sigue formando con Seth Rogen una pareja atípicamente aspiracional; su conflicto de esta entrega, sobre si son o no buenos padres, resulta un tanto absurdo. Mejor le va a Zac Efron con su arco argumental, con un Teddy incapaz de encontrar su lugar en la vida mientras presume de pectorales cada vez que puede.

Neighbors 2

Las nuevas vecinas, con Chloë Grace Moretz en cabeza, protagonizan varios buenos momentos, pero sus andanzas, pese a ser promocionadas como más bestias que las de los chicos, no siempre terminan de cuajar pese a su naturaleza reivindicativa, y las carcajadas que consigue arrancar la película en su primer tercio se van diluyendo progresivamente a lo largo del metraje. En definitiva, Malditos vecinos 2 tiene momentos que harán las delicias de los fans del film original, pero en conjunto no es tan redonda, ni mucho menos, como aquella. Innecesaria, sí, pero no del todo desdeñable.

6/10