27/11/16

El hechizo perdura y se fortalece

Poster Animales fantasticos

Dir.: David Yates
Int.: Eddie Redmayne, Katherine Waterston, Dan Fogler, Alison Sudol, Colin Farrell, Carmen Ejogo, Samantha Morton, Ezra Miller, Jon Voight, Ron Perlman
¿De qué va?: En el año 1926, Newt Scamander llega a Nueva York tras completar un viaje por todo el mundo para encontrar y documentar una extraordinaria selección de criaturas mágicas. A pesar de que su estancia en la Gran Manzana iba a ser sólo una breve parada en el camino, la fuga de algunas criaturas de Newt podría causar problemas en el mundo mágico y en el de los ‘muggles’.

Reseña: A diferencia de otras sagas que fueron tan exitosas en su momento como rápidamente olvidadas tras su desenlace, la de Harry Potter ha sabido mantenerse en el candelero gracias al buen recuerdo que dejaron tanto los libros como sus adaptaciones cinematográficas, pero sobre todo a una inteligente diversificación de la marca. Mientras la continuación directa del mago que acabó con “El-Que-No-Debe-Ser-Nombrado” se representa sobre las tablas de Londres, la franquicia recobra vida en el cine en forma de precuela/spin-off con nueva historia, nuevos personajes y nuevo escenario, pero con la misma y reconocible magia que embelesó a miles de lectores y espectadores en todo el mundo años atrás.

FANTASTIC BEASTS AND WHERE TO FIND THEM

Tras los discretos resultados obtenidos con sus pinitos en otros géneros literarios, J.K. Rowling ha terminado aceptando que su éxito como escritora está inseparablemente ligado al nombre de Harry Potter, pero hay que reconocerle que no se ha limitado a vivir de las rentas del pasado escribiendo en piloto automático. Animales fantásticos y dónde encontrarlos es una película con un estilo continuista y reconocible, pero que se siente fresca y original al expandir la mitología del mundo mágico, al tiempo que ofrece una aventura más divertida que varias de las entregas de la saga de la que procede, con un buen equilibrio entre comedia, drama, suspense y acción. En el acto final se le va un poco la mano destruyendo una bonita recreación del Nueva York de los años 20, un recurso que de tan manido ya no produce ningún efecto, pero para entonces la película ya ha dado lo mejor de sí presentándonos una variopinta e imaginativa galería de criaturas fantásticas y a unos personajes que no son fotocopias de sus predecesores, y a los que les cogemos cariño rápido, deseando verlos evolucionar en las próximas entregas.

FANTASTIC BEASTS AND WHERE TO FIND THEM

Hemos pasado de los adolescentes con las hormonas alteradas del colegio Hogwarts a adultos, una decisión lógica e inteligente, ya que la saga se ha hecho mayor de la misma forma que lo han hecho aquellos niños que disfrutaron de lo lindo con Harry Potter y la piedra filosofal (2001). Dudo que haya un actor más indicado para dar vida a Newt Scamander que Eddie Redmayne, sin embargo, el oscarizado intérprete le ha cogido demasiado gusto a la sobreactuación corporal, algo que en algunas ocasiones le ha venido muy bien (La teoría del todo) y en otras horriblemente mal (El destino de Júpiter). El encorvamiento y la timidez exagerada que luce Redmayne choca al principio, pero se termina diluyendo un poco conforme el resto de personajes va entrando en escena: Katherine Waterson, Dan Fogler y Alison Sudor agarran con fuerza unos personajes que interpretan con soltura, brillo y carisma, mientras la ambigüedad de Colin Farrell y Ezra Miller junto a la acritud de Samantha Morton aportan las tonalidades más oscuras al relato.

FANTASTIC BEASTS AND WHERE TO FIND THEM

Tratándose de una película que está hecha como un espectáculo palomitero para todos los públicos, se agradece que Rowling incluya algunos paralelismos referentes a las tensiones raciales de hoy en día, así como prolongar un mensaje que ya estaba incluido en la historia de Harry Potter, que no es otro que el de ser fiel a uno mismo, por muy bicho raro que uno se sienta, puesto que intentar ser lo que uno no es no trae nada más que sufrimiento y dolor. En definitiva, Animales fantásticos y dónde encontrarlos es un sólido regreso al mundo mágico que descubrimos a través de los ojos de Harry Potter, que asienta las bases para una nueva historia dividida en fascículos (quizás cinco sean demasiados, pero ya lo veremos) y que a pesar de tener que ofrecer alguna pista de lo que está por venir, es una película que funciona por sí sola, esquivando así el gran mal de las franquicias cinematográficas de perder su identidad individual en favor de un plan mayor. Así sí, señores de Warner. Así sí.

8/10