29/12/09

El monstruo que hay en cada uno de nosotros

Where the wild things are poster

Dir.: Spike Jonze
Int.: Max Records, Catherine Keener, Mark Ruffalo
¿De qué va?: Max es un niño desobediente que tras tener una gran pelea con su madre se escapa de casa y va a parar a una isla donde habitan unos monstruos que lo coronan como su rey, con la esperanza de que pueda restablecer la paz y la armonía entre ellos.

Opinión: En el anterior largometraje de Spike Jonze, Adaptation, el protagonista era el propio guionista de la película, Charlie Kaufman, intentando escribir el guión de una novela inadaptable, El ladrón de orquídeas. Años después fue Jonze quien, sin la colaboración de Kaufman, se enfrentó ante una labor bastante complicada: hacer una película de Donde viven los monstruos, un clásico cuento infantil de escasas páginas y parco en palabras, con ilustraciones preciosas y dado a interpretaciones varias sobre la niñez.

Where the wild things are3
Lo normal hubiera sido crear una historia destinada a los más jóvenes, con un espíritu alegre y optimista, o incluso convertirla en una aventura épica, con monstruos buenos luchando contra otros malos. Pues de eso nada, Jonze y su co-guionista Dave Eggers han optado por el más difícil todavía: una película adulta cimentada en una base infantil, una mirada cercana y sincera a la infancia a través de un niño que se relaciona con monstruos que representan distintas fases de su personalidad. Demasiado complicado para los niños, demasiado infantil para los adultos ¿Para quién va destinada la película entonces? Pues para todos y a la vez para nadie, cada uno es libre de dejarse atrapar o no por la treta ideada por Jonze y Eggers.

Where the wild things are4
Donde viven los monstruos no es una película de grandes acontecimientos, a decir verdad cuenta una historia muy intimista, la del pequeño Max, que sintiéndose como un salvaje en su propia casa huye hasta un lugar donde puede hacer lo que le dé la real gana, pero a lo largo de su viaje vamos descubriendo junto a él aspectos de su personalidad que manifiesta en los melancólicos monstruos que le acompañan, en especial sus temores a la soledad, a la incomprensión, a las discusiones… No voy a desvelar cómo acaba la travesía de Max pero puedo asegurar que el desenlace es conmovedor, sutil y sencillamente perfecto.

Where the wild things are2
El niño protagonista, Max Records, es todo una revelación, alejado de las ñoñerías de otros críos protagonistas su interpretación es auténtica y se muestra muy eficaz en las escenas más dramáticas de la cinta. Catherine Keener está estupenda, como siempre, y lo de Mark Ruffalo se puede considerar más bien un cameo. De los actores que doblan los monstruos (un plantel de calidad formado por James Gandolfini, Chris Cooper, Forest Whitaker, Paul Dano, Lauren Ambrose y Catherine O’Hara) no voy a entrar a hablar porque en la versión doblada se pierde toda su interpretación, pero en lo que se refiere a los monstruos en sí el trabajo de caracterización y animación ha sido excelente, recreando fielmente los seres tal y como fueron dibujados por Maurice Sendak.

Where the wild things are
La maravillosa banda sonora de Karen O. y la preciosa fotografía acaban por redondear esta rara superproducción destinada a una minoría. En tiempos en los que los estudios cinematográficos van a lo seguro sin arriesgarse lo más mínimo, pocas serán las ocasiones venideras en las que podremos disfrutar de historias insólitas contadas de forma tan… monstruosa como ésta.

****1/2

3 comentarios:

Pabela dijo...

Realmente hermosa. No me esperaba un film tan emotivo y profundo basado en una historia tan sencilla y a la vez "cotidiana".La fotografía y la banda de sonido son sencillamente impecables.Me encantó tu reseña!.

Blanch dijo...

Me ha gustado mucho la definición que ha hecho sobre la peli un lector de La Butaca: "No es para niños, es para los adultos que sueñan con ser niños y para los padres que quieren comprender a sus hijos un poquito más". Ha dado en el clavo.

Gine dijo...

Para mí la historia sí tiene un espíritu alegre y optimista, pero siempre con un fondo melancólico. Esto la hace ser tan especial. A mí me convenció y mucho.

Saludos y feliz año ;) te espero en mi blog.