30/11/11

Triángulo psicosexual

Poster Un metodo peligroso 
Dir.: David Cronenberg
Int.: Keira Knightley, Michael Fassbender, Viggo Mortensen, Vincent Cassel, Sarah Gadon
¿De qué va?: En los albores de la I Guerra Mundial, el psicólogo Carl Jung empieza a tratar a Sabina Spielrein, una joven que padece un trastorno de histeria, basándose en un método experimental inventado por Sigmund Freud. Con el paso del tiempo, Jung y Freud traban una sólida amistad, al tiempo que los sentimientos que el primero siente por Sabina se harán cada vez más fuertes.

Reseña: David Cronenberg es uno de esos directores que tienen un sello muy reconocible, de los que sin tener un estilo tan marcado como el de Tim Burton o Pedro Almodóvar se puede adivinar que un filme es suyo sin saber que lo es.  Incluso haciendo películas de pretensiones más comerciales, como Una historia de violencia o Promesas del este, sigue sin renunciar a los temas que le interesan, enfocados de la forma en la que él los quiere tratar y sin hacer concesiones de ningún tipo. Con su primera película de época, Un método peligroso, Cronenberg consigue reubicar históricamente sus constantes fílmicas sin que le afecten los encorsetamientos del género. Sin embargo, no llega a ser todo lo lúcido que podía haber sido.

Un metodo peligroso2 
Las teorías sobre el psicoanálisis de Freud son el sustento de la historia de cómo su discípulo más aventajado, Carl Jung, se debate entre mantener una actitud recta e intachable o dejarse llevar por sus impulsos más primitivos, ejerciendo de catarsis una paciente de tendencias sadomasoquistas que experimentará una evolución opuesta a la de él. Paralelamente, Jung empieza a desarrollar una línea de investigación diferente a la de Freud provocando una desavenencia entre ambos, pero ojo, que un conflicto violento entre estos dos caballeros se traduce en un intercambio de correspondencia de caligrafía intachable y de sutil hostilidad, algo que va acorde con cómo es la película en conjunto: un pausado y poco emocionante tratado excesivamente discursivo que decepcionará a los que busquen una trascendental aproximación al freudianismo, mientras que exasperará a los que esperen un drama de pasiones entrecruzadas y desatadas.

Un metodo peligroso3 
Al camaleónico Michael Fassbender no le cuesta meterse en la piel del ambivalente Carl Jung, del mismo modo que Viggo Mortensen consigue que su aplomo y buen hacer no se quede oculto tras la caracterización a la que ha sido sometido.  Con el tercer vértice del triángulo, Keira Knightley, llega la polémica, y es que su interpretación histriónica y descarnada de una enferma de histeria le ha propiciado tantas ovaciones como varapalos, pese a lo documentada que parece estar su conducta. Aunque se nos pueda escapar alguna risa ante la exhibición de mandíbula que realiza la actriz, lo cierto es que denota el compromiso que tiene para y con su personaje, y, pasado el shock de las primeras escenas, su interpretación gana enteros y deja de ser lo incómoda que resulta al principio. Vincent Cassel tiene una pequeña intervención que tan sólo funciona como revulsivo para el carácter de Jung, aunque no habría estado mal que se le diera más cancha en la historia.

Un metodo peligroso 
Tengo la certeza de que Un método peligroso será de esas películas que dividen radicalmente a crítica y público. Unos adorarán sus analíticos diálogos y el subtexto de algunas de sus situaciones, como ese preludio de malestar entre judíos (Freud) y alemanes (Jung), y los otros se aburrirán al no conectar con una historia emocionalmente distante que justo asoma un atisbo de emoción en la última escena. La mayor parte de sus virtudes y defectos son discutibles pero de estos últimos los hay incuestionables, como los bruscos saltos temporales del último tramo o el uso y abuso de la correspondencia para tratar asuntos a los que se les habría sacado mejor partido cara a cara. Es una propuesta interesante presentada de forma impecable, pero, sinceramente, esperaba más.

6/10

4 comentarios:

Gine dijo...

vaya a otro que no le acaba de convencer. Hasta hoy solo había escuchado y leído buenas críticas, pero tú, Xavier Vidal y Pabela le acabáis de hundir mis esperanzas. Mañana me toca a mí ir al cine y juzgar.

Saludos ;)

Xavier Vidal dijo...

Creo que has dado en el clavo: ni gustará a los que esperen 'una de romance' ni a los que esperen 'una de filosofía'. Cronenberg siempre se moja pero esta vez se ha quedado en tierra de nadie. De todo el reparto realmente me puso nervioso el estatismo de Fassbender...

Secundo tu crítica. ¡Felicidades por la reseña! Saludos!

Jose Barriga dijo...

Espero una de filosofía, a ver si me gusta o no. Le tengo fe, pese a los comentarios negativos, no la he perdido. Saludos

Blanch dijo...

Pues sí, la verdad es que parece que la blogosfera ha quedado bastante descontenta con la película, pero yo animo a quien le tuviera ganas a que la viera para que se formen su propia opinión sin prejuicios, que a mí tampoco me horrorizó, de hecho, de la gente que conozco que la ha visto soy al que más le ha gustado y necesitaría algo de apoyo jajaja.

Saludos a todos!!