30/1/12

El difícil adiós

Poster Los descendientes

Dir.: Alexander Payne
Int.: George Clooney, Shailene Woodley, Amara Miller, Nick Krause, Matthew Lillard, Judy Greer, Robert Forster, Beau Bridges
¿De qué va?: Cuando su esposa sufre un accidente que la deja en coma, Matt King se ve obligado a replantearse su vida intentando recomponer la relación con sus problemáticas hijas, al tiempo que intenta decidir si vende o no unas propiedades que han heredado las distintas generaciones de su familia desde el siglo XIX.

Reseña: En la sociedad actual llevamos unas vidas tan despreocupadas, ociosas y frenéticas que a veces nos olvidamos de lo que de verdad importa, de que nuestro paso por este planeta es tan sólo un trámite y de que en cualquier momento, por cualquier estupidez, podemos irnos al otro barrio. Nos encanta eso de lamentarnos por no haber solucionado las cosas en su momento pero también somos capaces de perdonar y valorar la influencia positiva de las personas que nos rodean cuando la muerte hace acto de presencia.

Los descendientes2

Alexander Payne debate sobre estos temas centrándolos en una familia situada en las islas Hawaii, deconstruyendo de paso la idílica idea que siempre hemos tenido en nuestra cabeza sobre dicho paraíso tropical. Sigue siendo un lugar precioso, pero hay vida más allá de los collares de flores y el hula, una tierra virgen que corre peligro de ser vendida al  mejor postor para dar paso a un complejo de hoteles. Al tiempo, una familia intenta reestructurarse ante la inminente defunción de uno de sus miembros, descubriendo secretos de éste que cambian por completo la visión que tenían de él. ¿Qué hacer ante una situación así? Payne esquiva respuestas reconfortantes con situaciones que se sienten reales y humanas, mezclando el drama con la comedia, tal y como en la vida misma, en la que a veces tenemos que recurrir al humor para sobrellevar duros trances.

Los descendientes

George Clooney deja atrás todo rastro de glamour y da un paso más en su sempiterno papel de triunfador con un pie en el abismo dando vida a un personaje que intenta llevar como puede dos crisis que se le han juntado al mismo tiempo, encontrando una solución para ambas en la inestable relación que mantiene con sus hijas, interpretadas con suma naturalidad y gracia por Shailene Woodley y Amara Miller. También habría que destacar a Nick Kruase, que en el papel del amigo medio tonto de la hija mayor brinda los momentos más divertidos de la película, y a Matthew Lillard, que sorprende con una notable actuación alejada de sus payasadas habituales.

Los descendientes3

Los descendientes tiene la rara habilidad de lanzar un mensaje sobre la importancia de la familia sin resultar moralista, conservadora ni rancia. Discurre de forma tan natural, cotidiana y libre de excesos que habrá gente a la que le parezca una película más, un telefilme revestido con el caché de su estrella, pero no se lleven a engaños, pues difícilmente encontrarán reflexiones tan íntimas, humanas y emocionales como las que trae consigo esta película.

8/10

5 comentarios:

Angel Pozo (Las buenas notas) dijo...

Mejor crítica no había leido sobre ésta película y estoy muy de acuerdo con tu crítica.

George Clooney simplemente está excelente y la película no pudo tener mejor guión y mejor director

Blanch dijo...

Muchas gracias! Me alegro de que te haya gustado tanto la reseña.

Un fuerte abrazo!

Chechinho (El rincón de Chechu) dijo...

Bueno,

Yo creo que discurre de forma tan liviana, fácil y libre de complejidad que me parece una película más, bien construida pero sin llegar a ser grande, porque su peso recae en el melodrama (o más bien chiste) de Clooney, un hombre bastante plano que pretende reflexionar sobre algo tan duro y serio como la muerte de su mujer, que no sabe enfrentarse a ello y se centra en perseguir un punto de giro argumental como excusa para ir avanzando, soltar situaciones cómicas y convencer al espectador de que, cuando alguien muere, puedes darte cuenta de que no es oro todo lo que reluce. De que la vida es, en fin, un sencillo cuento.

Lo mejor, la hija adolescente y el amigo idiota. Lo peor, su ligereza y falta de calado.

Película interesante, pero sin más. ¿Carne de Oscar? Ni de coña. Aunque con los tiempos que corren, querido Clint, cualquier película con guion correcto lo es.

En fin. 6/10.

¡Un saludo!

C.R.F. dijo...

Estoy de acuerdo con Chechu. No me ha gustado demasiado y Clooney siempre tiene la misma plana expresión, da igual si tiene que llorar, gritar o asustarse. Quizá sea yo, nunca me ha gustado demasiado este actor.
Lo más ridículo, alguna escena superficial entre Clooney y el amigo idiota...¿es que nos toman por tontos?

Particula Elemental dijo...

Tengo ganas de verlaaaaa!!