7/7/17

O.C: Golpe en la pequeña China (1986)

Poster Golpe en la pequeña china¿De qué va?: Jack Burton es un camionero que, en una de sus paradas en el barrio de Chinatown, San Francisco, le gana una gran cantidad de dinero a Wang Chi jugando al mahjong, pero éste le pide que le acompañe a recoger al aeropuerto a su prometida, Miao Yin, a cambio de entregarle su botín. Pero cuando la chica es secuestrada por unos gángsters chinos, Jack se verá envuelto en una gran aventura para rescatarla, teniendo que enfrentarse a Lo Pan, un mago de 2.000 años que gobierna sin piedad el mundo de los espíritus.

Reputación: El libreto original de Golpe en la pequeña China escrito por Gary Goldman y David Z. Weinstein era un cruce entre western y artes marciales ambientado en la década de 1880, y su protagonista un vaquero que tras sufrir el robo de su caballo se veía envuelto en una aventura subterránea. En 1984, el productor Paul Monash compró el guion y se lo pasó al guionista W.D. Ritcher, remodelando éste la historia al completo y situándola en la edad contemporánea. Poco después, John Carpenter fue contratado para dirigir la cinta, y tras intentar en vano que Clint Eastwood y Jack Nicholson aceptasen el rol protagonista, Kurt Russell, viejo amigo del director, se enroló en el proyecto, aunque tuvo sus reservas tras haber encadenado varios fracasos en taquilla; cuando compartió su temor con Carpenter, éste le dijo que a él le daba igual, que sólo quería que hicieran la película juntos.

1553955a

Coincidiendo con el comienzo de la preproducción de la película al amparo de Fox, Paramount empezó a desarrollar El chico de oro, una de aventuras con misticismo oriental y un sospechoso parecido con la cinta de Carpenter, quien decidió darse prisa en rodar para adelantarse 5 meses al estreno de su competidora. A pesar de ello, la película no dio la talla en la taquilla, recaudando tan sólo 11 millones de dólares en Estados Unidos, habiendo costado 25. En cambio, El chico de oro, protagonizada por Eddie Murphy, se convirtió en uno de los grandes éxitos del año, con casi 80 millones conseguidos en el mismo territorio. Carpenter acusó al estudio de no haber invertido lo suficiente en la promoción, lo cual, sumado a los conflictos que tuvo a raíz del intrusismo de los productores durante el rodaje, provocó que ésta fuese la última vez en la que el realizador trabajó con grandes estudios. Golpe en la pequeña China tuvo una segunda oportunidad en el mercado doméstico, donde adquirió estatus de película de culto.

Golpe en la pequeña china

Comentario: Golpe en la pequeña China es puro y gozoso subproducto de serie B. No hay que tomársela en serio porque ni ella mismo lo hace, y tampoco hay necesidad de ello. La apropiación y desvirtuación que hace de la cultura china es un disparate inofensivo, la trama es suficientemente entretenida y aprovecha muy bien cada oportunidad que se le brinda para parodiar el género de aventuras y artes marciales sin caer en la tontería, mientras que los personajes son muy simpáticos, especialmente ese héroe por accidente al que da vida Kurt Russell, más que evidente modelo a seguir por Chris Pratt en casi todo lo que hace desde que ha dejado de ser ‘fofisano’. La nostalgia ochentera también es esto, películas que no envejecen tan bien como sí lo han hecho Los Goonies, Cuenta conmigo, Blade Runner o E.T., el extraterrestre, pero que rezuman espíritu electro pop por los cuatro costados.

Próximo visionado: 2001: Una odisea en el espacio (1968)

No hay comentarios: