12/11/10

La reina cotilla

Poster Rumores y mentiras
Dir.: Will Gluck 
Int.: Emma Stone, Amanda Bynes, Stanley Tucci, Patricia Clarkson, Penn Badgley, Thomas Haden Church, Lisa Kudrow, Cam Gigandet, Alyson Michalka, Dan Byrd, Malcolm McDowell
¿De qué va?: La típica vida en el instituto de Olivia Penderghast da un vuelco cuando empieza a correr un rumor sobre su promiscuidad. Olivia sospecha que puede sacar algún tipo de beneficio de su recién adquirida popularidad, pero las circunstancias se vuelven en su contra.

Reseña: Yo no crecí viendo las películas de John Hughes. En cambio, el inicio de mi pubertad coincidió con una proliferación de comedias americanas de instituto que en cierto modo iniciaron mi andadura cinéfila. Hay algunas que con los años han perdido todo el atractivo, de las que ya casi ni me acuerdo, pero otras han aguantado estoicamente los envites del tiempo, como es el caso de Crueles intenciones, 10 razones para odiarte o Election, aunque ésta última tenía más de sátira política y social que de otra cosa.

Rumores y mentiras2 
Aunque Rumores y Mentiras (Easy A) se presente como un homenaje sincero a la herencia de John Hughes lo cierto es que también tiene mucho que ver con esas comedias juveniles de finales de los 90: al igual que Crueles y 10 razones toma un texto clásico (La letra escarlata) para adaptarlo a una historia contemporánea, mientras que se asemeja a Election en recrear los bajos instintos de la sociedad en un típico instituto americano. En el caso de Rumores y mentiras los tiros van por el culto al chismorreo y al sensacionalismo respecto a las conductas poco apropiadas de las personas que consiguen popularidad por armar un poco de revuelo entre las mentes puritanas e hipócritas, sin más logros que el tener una lista de conquistas de conocimiento público.

Rumores y mentiras 
Emma Stone aprueba con honores su primer papel protagonista en una jugada similar a la de Ellen Page en Juno: encarnar un personaje femenino potente de lengua viperina y presencia ‘cool’ y arrolladora. Por ella perdonamos lo poco creíble que resulta que una chica con ese tipazo pueda pasar desapercibida en el instituto y que incluso en algunas escenas se ponga en entredicho su atractivo. Los secundarios, un amplio plantel de actores jóvenes y maduros surgidos del cine y la televisión, cumplen en sintonía con el espíritu festivo del filme, destacando a Stanley Tucci y Patricia Clarkson como los cachondos padres de la protagonista.

Rumores y mentiras3 
Una película de estas características se puede rodar perfectamente con el piloto automático, pero Will Gluck le da dosis extras de ritmo y dinamismo con escenas como la de la propagación de los chismes o en la que vemos la evolución vírica de las canciones pegadizas (por cierto, la banda sonora es estupenda). Rumores y mentiras se alza como un divertimento muy sano y recomendable que también guarda dardos envenados para otros ámbitos de la cultura popular: desde Facebook hasta Gossip Girl, pasando por la versión de La letra escarlata que protagonizó Demi Moore y el fanatismo religioso. Atentos al pequeño gag a costa de Crepúsculo, seguramente más atinado que toda la película de Híncame el diente.

7’5/10

1 comentario:

Daphne dijo...

Totalmente de acuerdo, es una pequeña joya plagada de sarcasmo, casi da pena que vaya a pasar semi-desapercibida entre tanto taquillazo como se está estrenando estas semanas. Hay que reivindicar Rumores y mentiras: traducción ridícula del título aparte, no tiene desperdicio.