8/6/08

Lo que la niebla esconde



Dir.: Frank Darabont
Int.: Thomas Jane, Marcia Gay Harden, Laurie Holden, Toby Jones, Frances Sternhagen
¿De qué va?: Tras una violenta tormenta que hace estragos en un pueblo de Maine, aparece una espesa niebla que deja aislado a un grupo de personas que se refugia en un supermercado. Pronto se darán cuenta de que algo temible les acecha en el exterior...

Opinión: Existen películas que de antemano sabes si van a ser buenas o no. Con echar un vistazo a la sinopsis, al trailer o al equipo artístico involucrado ya puedes hacerte una idea de lo que te vas a encontrar.
En el caso de La Niebla, mis expectativas no eran muy altas: el argumento me recordaba a la patética Terror en la niebla, el insípido trailer no me llamó la atención, y sobretodo, me echaba para atrás el mal recuerdo de las últimas películas que he visto basadas en relatos de Stephen King (1408 y El cazador de sueños). Pero alentado por las buenas opiniones y críticas que ha recibido me decidí a verla y ahora sólo puedo decir que vuelvo a creer en el dicho de "no te dejes llevar por las primeras impresiones".


La niebla aparenta ser una película de terror más, con sus sustos y casquería habitual, pero apenas es el envoltorio, puesto que en su interior esconde mucho más, un análisis del comportamiento humano en situaciones extremas. De cómo somos capaces de aferrarnos a un clavo ardiendo si con eso hallamos una posible salvación, de cómo surgen los conflictos en un grupo de personas expuestas a una situación de vida o muerte, o de lo que somos capaces de hacer en situaciones caóticas.
El director Frank Darabont, adaptador habitual de King (Cadena perpetua, La milla verde) está más preocupado en las acciones y reacciones de los personajes de su historia que en los monstruos que acechan en la niebla, a los que se les nota mucho su creación a raíz de un programa de ordenador, y con parecidos razonables a los del juego electrónico Half Life.


Aunque los bichos no produzcan demasiado terror, sí que lo provoca el propio grupo de personas que se refugia en el supermercado, en concreto la fanática religiosa encarnada por una magistral Marcia Gay Harden, quien desencadena el conflicto entre los supervivientes (la crítica a la religión es evidente).
Como ya he dicho nos encontramos con un nutrido grupo de personajes, interpretados por un grupo de actores semidesconocidos que cumplen sus respectivos roles de forma eficiente. Destaca la actuación de Thomas Jane, quien había escondido su carisma y sus virtudes interpretrativas hasta la presente película. No se dejen engañar por lo que aparenta cada personaje, sus reacciones llegan a ser de lo más imprevisibles.


La niebla es sin duda una de las películas revelación de la temporada. Hacía tiempo que no veía una película que pintara tan mal y que al final me dejara de lo más satisfecho. Hablando de finales, el de la película es antológico, digno de incluírse en una lista de los desenlaces más brutales, impactantes y sorprendentes de la historia del cine. Te dejará clavado en el asiento.

****